Tomiii 11, el niño con cáncer cerebral que logró cumplir su sueño en YouTube

70
Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624-815208
Tomi oriundo de Chile y con tan solo 11 años, alcanzó más de un millón de suscriptores luego de contar su historia, el cual se llevó todos los aplausos de los internautas.

El niño padece de cáncer cerebral, y su gran sueño era convertirse nada mas ni nada menos que, en un famoso youtuber. Cuando el pequeño vio que esa gran meta había llegado y se convirtió en realidad, subió un video celebrando con espuma y confetis.

Aunque sufre de una terrible enfermedad, esto no fue ningún impedimento para emprender su sueño e incursionar desde el pasado 19 de marzo en YouTube, donde subió un primer video bailando y cantando. Desde entonces, con ayuda de su padre, realiza videos regularmente hablando de algunas experiencias, jugando y compartiendo uno que otro unboxing ganándose el aprecio y reconocimiento de sus seguidores.

También comparte a sus seguidores tips, consejos y herramientas que pueden utilizar los gammers para poder manejar con facilidad sus juegos online. Con aquellos consejos y mucho esfuerzo, llevaron a que Tomi, por ahora, reciba la placa por llegar a los 100 mil suscriptores, y otra de oro por alcanzar el millón, que deberán ser entregadas por YouTube. Ahora, “Tomiii 11” sueña con llegar a los 10 mil suscriptores.

Inicialmente, la comunidad gammer fue la que empezó a dar a conocer el talento del menor y cuál era el sueño que quiere cumplir. Luego, tras conocerse su enfermedad, millones de personas en el mundo se suscribieron a su canal: Tomiii 11.

Sobre la dolencia que padece, varios medios señalan que se trata de un tumor cerebral, pero ni el niño ni su familia lo han confirmado o se han referido al tema. Según el propio Tomás, tiene problemas de visión en un ojo y “solo puede usar una mano”. Sin embargo, eso no le ha impedido disfrutar de su afición a los videojuegos y grabar sus videos.

Uno de los videos que más captó la atención de los seguidores y los conmovió fue en el que, ante su problema de movilidad de una extremidad, su papá le regaló un teclado para una sola mano. En las imágenes el niño se muestra contento porque ahora sí podrá disfrutar como se debe de su computador. ¡Grande Tomi!