Ocurrió en pleno centro de Resistencia. Un hombre obligó a una joven a ingresar a un vehículo y la llevó a su domicilio para terminar con su vida antes de que sea detenido.

 

Un caso de violencia de género y muerte ocurrió en la tarde de ese miércoles en Resistencia cuando un hombre identificado como Iván Campias secuestró a su expareja obligándola a subir al vehículo que conducía a punta de pistola en un hecho que ocurrió en Mitre y Entre Ríos, donde trabajaba la víctima, para llevarla contra su voluntad hasta el departamento donde vivía.

El victimario, un empresario vinculado a un local gastronómico, se encontraba en el inmueble de Hernandarias al 500 con la joven que pedía desesperadamente auxilio porque temía por su integridad.

Por causas que se desconocen al lugar llegaron la madre y otros familiares de Campias a quien solicitaron que depusiera con el secuestro y al mismo tiempo se hizo presente la Policía.

El hombre cedió y liberó a la mujer, pero mientras efectivos subían hasta el tercer piso donde se encuentra el departamento de Campias, se oyeron los disparos con los que el agresor decidió terminar con su vida.