Durante una entrevista con la revista estadounidense InStyle, Anya Taylor-Joy fue consultada sobre su doble ciudadanía, norteamericana y argentina, y explicó que era verdadero y falso al mismo tiempo.

Hoy triunfa en Estados Unidos y el mundo pero vivió su primera infancia en Argentina y, cada vez que puede, expresa su pertenencia y cariño al país.

"Tengo un pasaporte americano, uno británico y la residencia en Argentina, lo cual me hace muy feliz porque me gustaría volver a vivir en Argentina, así que eso es bueno", indicó la chica que nació un 16 de abril de 1996 en la ciudad de Miami pero vivió en nuestro país hasta sus seis años.

La realidad marca que gran parte de la familia de la actriz reside en Argentina, su madre es española-inglesa y su padre escocés-argentino. A su vez, Anya habla perfecto el castellano rioplatense y lo demostró en varias entrevistas.